sábado, 5 de julio de 2014

¿Entrenamiento de fuerza en niños? Claro que sí.

CARACTERÍSTICAS EN LA EVOLUCIÓN DESDE LA EDAD ESCOLAR Y FASES SENSIBLES.

En cada etapa evolutiva será  conveniente realizar un tipo de ejercicio para desarrollar la musculatura, y en definitiva la fuerza, acorde con el grado de maduración y crecimiento de la persona. Cuándo comenzar con el entrenamiento de fuerza es una cuestión que ha preocupado a muchos autores.



Todos parecen estar de acuerdo sobre cuándo se deben empezar a trabajar las demás cualidades físicas básicas con los niños (resistencia, flexibilidad y velocidad), pero cuando hablamos de la fuerza aparecen diferentes posiciones. De entre las razones, según sus detractores, encontramos:
  • Hay diferencias estructurales en la musculatura de los niños.
  • Ausencia de determinadas hormonas metabólicas.
  • Excesivo estrés para un organismo que está todavía por construir. 

Y, según sus adeptos, apuntan:
  • Se pueden prevenir futuras lesiones articulares, ligamentosas y tendinosas.
  • Aumento de  la densidad mineral ósea que puede prevenir al joven de osteoporosis en su madurez, además de un aumento considerable de la fuerza.



Para dar respuesta a esto es necesario hablar de fases sensibles: son los periodos de la vida en los que el organismo se observa una especial sensibilidad, así como una rápida y abundante reacción ante ciertos estímulos de entrenamiento.

El entrenamiento de la fuerza debe comenzar a planificarse a partir de los 7 años (entre los 7-8 años parece evidente la existencia de una fase sensible), en los que los estímulos de fuerza rápida y fuerza resistencia pueden tener un importante efecto positivo en el niño, basándose fundamentalmente en ejercicios y movimientos naturales como empujar, correr, traccionar, trepar, saltar…

Así aumentan la capacidad funcional de los grupos musculares extensores facilitando la correcta postura y la actitud corporal. Estas edades son muy delicadas, ya que los tejidos conjuntivos (tendones, ligamentos y cápsulas articulares) y las estructuras óseo-articulares son muy plásticas y débiles porque todavía no están completamente desarrolladas. Esto nos indica que hay que evitar aplicar grandes cargas, así disipamos el riesgo de lesión o malformaciones. 




Hasta los 13 años, la fuerza no tiene un gran desarrollo, ni hay grandes diferencias entre chicos y chicas. El aumento de fuerza en esta fase se debe  a la coordinación inter e intramuscular y al crecimiento fisiológico, serían debidos al desarrollo de procesos nervioso de la fuerza.

Cada vez parece estar más claro que un buen entrenamiento y/o la realización ejercicios de fuerza siempre BIEN ADAPTADO a la circunstancias y a las personas que lo realizan sólo puede traer beneficios y una mayor calidad de vida.

sábado, 21 de junio de 2014

Factores determinantes en el desarrollo de la fuerza

FACTORES QUE AFECTAN A LA FUERZA

FACTORES FISIOLÓGICOS:
  • Tamaño muscular y corporal.
  • La fuerza absoluta: Es la fuerza total que podemos realizar con un grupo de músculos contra una resistencia.
  • La fuerza relativa: Que es la F. Absoluta/ kg. De peso del sujeto. El tamaño muscular guarda una relación directa con la fuerza absoluta.



En función de la especialidad, posición y cualidades del deportista dentro del deporte se valorará los parámetros a mejorar.

EDAD Y SEXO:

En mujeres  y hombres el máximo de fuerza absoluta se sitúa entre 23 y 27 años. Cuando comparamos la fuerza máxima absoluta en piernas, la mujer tiene un 75% menos que el hombre.

Los niveles de testosterona en hombres son mayores y esto repercute en la biosíntesis  del tejido magro, lo cual hace que el hombre tenga un porcentaje mayor de este tejido. Sexualmente el hombre está más favorecido o es más apto para  desarrollar la fuerza a más velocidad debido a un mecanismo neurológico.




FACTORES MECÁNICOS:
  • La longitud: es un factor que influye a la hora de establecer el número óptimo de puentes cruzados entre actina y miosina. Ni la máxima contracción ni la mínima  elongación son los más eficientes. La longitud óptima estará en el medio. 
  • Ángulo de tracción: como el músculo está integrado por un sistema de palancas según el ángulo que se trabaja se conseguirá mayor o menor  fuerza.

lunes, 21 de abril de 2014

¿Qué es el entrenamiento de fuerza?

¿QUÉ ES EL ENTRENAMIENTO DE FUERZA?

CONCEPTOS Y MECANISMOS DE LA FUERZA

La podemos definir como la capacidad física que nos  permite ejercer tensión contra una resistencia externa, esta forma de vencer la resistencia puede dar lugar a dos tipos:
  • Fuerza estática-isométrica.
  • Fuerza dinámica-isotónica.

Las actividades deportivas, requiere ciertos niveles de fuerza lográndose gracias al aparato locomotor activo (músculos) y al sistema de dirección (Sistema Nervioso Central o SNC) que envía las órdenes para la contracción.

Por tanto vemos que en la fuerza actúan a la vez varios mecanismos, pudiéndose entrenar a través de cada uno de ellos:

Mecanismo estructural:

Está ligado a la hipertrofia, aumento de la masa muscular. Se puede considerar la base de todo, es el primero que hay que entrenar, 13 años en adelante para niñas y 14 años en niños, no aumenta mucho la hipertrofia por los entornos hormonales propios de la edad. Las cargas deben oscilar entre el 50% y 80% del máximo. Hipertrofia significa un aumento del área transversal del músculo debido a:
  • Aumento del número de miofibrillas (Hipertrofia Sarcomérica).
  • Aumento del tamaño de las miofibrillas (Hipertrofia Sarcoplasmática). 

Factores que afectan la hipertrofia a tener en cuenta:
  • Intensidad y duración del programa.
  • Respuesta individual.
  • Condición física previa.





Mecanismo nervioso. Tres formas:
  • Reclutamiento de unidades motoras: La diferencia entre una persona entrenada y otra no entrenada es la cantidad de unidades motoras que ponen en marcha. Con cualquier carga se consigue aumentar el número de motoneuronas. Una vez que tengo activadas todas las motoneuronas tengo que hacer que trabajen a la vez, es lo que llamamos sincronización.

  • La sincronización: Trabajo con cargas del 85% al 100%.

  • La coordinación intra e intermuscular: Entre los músculos agonistas y antagonistas. Que corresponden al aprendizaje de la técnica.


Por tanto, la hipertrofia se trabaja con rango variable entre 6-12 repeticiones y carga aproximadamente el 70-80% de la máxima contracción voluntaria.

Y la coordinación intra-intermuscular con menor número de repeticiones, en torno a las 2-6 y mayor carga, aproximadamente el 80-90% de la máxima contracción voluntaria.

Mecanismo elástico. Teniendo en cuenta:

  • Componente elástico en paralelo, que es el elemento pasivo, es la fascia muscular (fascina) y su tejido conectivo. A mayor componente elástico en paralelo mayor fuerza total.
  • Componente elástico en serie (puentes de las proteínas de contracción muscular actina-miosina).

Sígueme en twitter @BiutyMuscle